jueves, 6 de marzo de 2014

Para Enrique Aristiguieta Gramcko “No se puede pensar en una salida electoral en este momento en el país”


Enrique Aristiguieta Gramcko

“No se puede pensar
en una salida electoral
en este momento en el país”

 
Dr. ENRIQUE ARISTIGUIETA GRAMKO

El abogado y político Aristiguieta Gramcko, quien sostuvo una reunión con el grupo de opinión carabobeño Iniciativa Transicional, destacó que el Consejo Nacional Electoral (CNE), “es un árbitro parcializado, mantiene el Registro Electoral envenenado y adulterado, con unas máquinas electrónicas donde cualquier hacker se puede meter y cambiar los resultados. No es posible pensar en Venezuela en una salida electoral”. 
(Notitarde / )

Valencia, marzo 5 (Daisy Linares).- El presidente del movimiento de opinión Venezuela Soberana, Enrique Aristiguieta Gramcko, quien fue miembro de la Junta Patriótica de Venezuela del año 1958, resaltó ayer que en el país no se puede pensar en una salida constitucional electoral, “porque aquí no hay elecciones limpias”.

El abogado y político Aristiguieta Gramcko, quien sostuvo una reunión con el grupo de opinión carabobeño Iniciativa Transicional, destacó que el Consejo Nacional Electoral (CNE), “es un árbitro parcializado, mantiene el Registro Electoral envenenado y adulterado, con unas máquinas electrónicas donde cualquier hacker se puede meter y cambiar los resultados. No es posible pensar en Venezuela en una salida electoral”.

“Y esto no lo digo yo. Lo dijo en estos días Bárbara Sánchez Rodríguez, una alta funcionaria del Sebin, que se fue asqueada de lo que le ha tocado vivir y declaró a CNN en Panamá que en todos los procesos electorales que se han hecho en Venezuela en estos recientes 14 años, a medio día ya el Gobierno tenía los resultados finales”, agregó.

Dijo que en tiempos de la presidencia de Marcos Pérez Jiménez, se pedía un arbitro imparcial, un registro electoral serio y un testigo en cada una de las mesas.

En su criterio, la salida de Venezuela, “es salir de esta ‘pandilla’, con la gente en la calle y con la Fuerza Armada Nacional, FAN, respaldando, que es lo que en estos momentos hace falta. Los militares también son venezolanos. Sus esposas también sufren para conseguir aceite, harina, café, la medicina”, afirmó.

“Yo veo la situación actual del país muy interesante, porque el pueblo por fin se despertó. La nación se ha levantado, la gente perdió el miedo, sale a la calle a manifestar a pesar de los muertos, los heridos, los torturados, los arrestados. Cobró conciencia de que estamos en las manos de una dictadura manejada desde el exterior y llegó a la conclusión, de que aquí no hay salida electoral. Las circunstancias en el país nos llevan a un punto de no retorno. La situación es semejante a lo que pasó en la caída de Marcos Pérez Jiménez. Los primeros que nos levantamos fuimos los estudiantes”, añadió.

“Si Nicolás Maduro renuncia o lo renuncian, con él tendrá que renunciar todo el combo que tiene alrededor. El vicepresidente Arreaza dijo en estos días que frente a la proposición de Lorenzo Mendoza, de Empresas Polar, que aquí no hay otra alternativa que seguir con la economía del socialismo del siglo XXI”.

“Estamos en una situación parecida al año 1953. Tenemos una dictadura, que en cierta forma es mucho peor que aquella, aun cuando ha dejado algunos resquicios de libertad, para aparentar que hay democracia”, acotó. “En aquel momento, los partidos políticos estaban tan aporreados. Los dirigentes estaban en la cárcel, en el exilio, en la clandestinidad, o en el cementerio, pero los que quedamos sueltos con libertad de acción tuvimos que tomar las riendas de los partidos”, recordó.

“Se formó un grupo de pensamiento y acción llamada Junta Patriótica, desde el partido comunista hasta Copei, cuyos miembros depusieron sus diferencias ideológicas y sus intereses personales, de lado para concentrarse en la acción desde la clandestinidad. Se fijó la estrategia en dos objetivos: la salida de la dictadura y la convocatoria de unas elecciones para volver a un estado de derecho a la república democrática de Venezuela.


Con la colaboración de un gran grupo de la Fuerza Armada Nacional, se desmoronó la dictadura, el 23 en la mañana sus representantes huyeron del país, y como no había salida constitucional, porque el Congreso era contaminado, se apeló al mecanismo de emergencia, constituir un Gobierno Provisional de provisión compuesto por dos militares y tres civiles. Hoy, la FAN tiene una deuda moral con Venezuela. Deberá responder por la traición a la patria, que Hugo Chávez Frías cometió al entregar el país a Cuba, voluntariamente y encima le pagan al castrocomunismo por ello.

No hay comentarios: