miércoles, 22 de febrero de 2017

"DESPUES DE TRES AÑOS"




(Carta abierta de la Cónsul Honoraria de Amnistía Internacional, Gabriela Montero, este 18 de Febrero de 2017)

Han pasado ya tres años desde que el líder graduado de Harvard de la oposición Venezolana, Leopoldo López, llamó al pueblo pacíficamente a protestar el descenso de nuestro país al barbarismo asesino y el absoluto colapso económico. Leopoldo López fue injustamente detenido por atreverse a exigirle más al régimen responsable de la miseria y sufrimiento humano más macabra de la historia de mi país.

Esta semana, la "Corte Suprema"- un grupo de jueces que JAMÁS obra en contra del régimen, le quitó toda posibilidad a Leopoldo de apelar a la justicia Venezolana y ratificó la sentencia de su injusto encarcelamiento de 14 años. Ya no le quedan opciones.

Su encarcelamiento y el de los demás presos politicos, representa la más oscura y vil mancha en la conciencia de nuestra nación. Como Cónsul Honoraria de Amnistía Internacional, como Venezolana, esposa, madre, hija y como ser humano, me uno a Lilian Tintori y a toda su familia en denunciar vehementemente con cada respiro de protesta y consciencia al régimen mafioso que mantiene a mi país secuestrado, que mantiene a Leopoldo en condiciones no aptas ni justas para un ser humano, y menos cuando su "crimen" es denunciar a una tiranía que no tiene lugar en el siglo 21.

Le suplico a cada músico en Venezuela que bajen sus instrumentos, que hundan a Venezuela en un silencio absoluto, que renuncien a tocar las notas que ya han perdido todo sentido mientras Leopoldo López- y demás presos políticos- sean sujetos a la cárcel y a la tortura. Venezuela NO se merece ni a Beethoven ni a Mahler, y el mundo no se debería permitir continuar tolerando el sonido hueco que conlleva la música amoral. La supuesta "civilidad" que tan astutamente venden a través de la cínica imagen de las orquestas vestidas de la bandera Venezolana, es absolutamente fraudulenta.

Venezuela solo merece la condena unísona y global por los abusos constantes a los derechos humanos de su pueblo. 

G.M. 18/02/2017



No hay comentarios: